sábado, 16 de noviembre de 2013

Mi condición

A Lluvia Rojo

Cuando siento la agonía 
del exilio de mis semejantes, 
cuando me veo hoja caída, 
perro vagabundo, 
hombre sin rostro, 
con sencillez, pongo 
en la mano de los otros 
el puñal de inmolación 
y vuelvo el rostro al vacío 
con amargura en el alma 
pero el corazón impoluto, 
libre y desnudo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario