lunes, 16 de septiembre de 2013

Toda la felicidad

Toda la felicidad ansío, 
no sé aspirar a menos 
mas, si esa dicha envolviera 
una sombra de desolación para tu aliento, 
podría renunciar a ti 
pues la amargura de mi soledad, 
por ser causa de tu redención, 
colmaría de valor mi pecho. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario