domingo, 11 de agosto de 2013

Veneración

Mi espíritu se remonta 
a lo más sublime 
para acogerte en su seno; 
eres imagen 
de mis semejantes, 
hermoso reflejo 
de mi realidad 
y no puedo amarte con tibieza 
ni ofrendarte una devoción gris. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario